Paro en Cusco: Ministra Leslie Urteaga anunció un nuevo administrador que venderá entradas a Machu Picchu

Ministra de Cultura también mencionó que, como resultado de reuniones con autoridades cusqueñas, se invoca el cese de la protesta.

La delegación de ministros de Estado que se trasladó a Cusco para establecer un diálogo frente a las protestas en Machupicchu alcanzó acuerdos con las autoridades locales, anunció la ministra de Cultura, Leslie Urteaga, la noche del martes 30 de enero. Durante la mesa de diálogo, se concretó la firma de una declaración en la que se hace un llamado al cese de las manifestaciones.

La titular del sector Cultura mencionó que la declaración fue suscrita por los ministros y el gobernador regional de Cusco, así como por los alcaldes de Ollantaytambo, Urubamba y Machu Picchu. En entrevista con RPP Noticias, destacó que el acuerdo central tiene que ver con la gestión de la venta de entradas a la ciudadela inca, la cual pasará a ser responsabilidad de la Presidencia del Consejo de Ministros y el Gobierno Regional cusqueño.

“(…) y estamos garantizando desde el Ministerio de Cultura y desde el Gobierno Regional, la continuidad del servicio, porque ello requiere de un proceso hasta que la plataforma pueda estar ya alojada en la nube de lo que es la secretaría de gobierno digital de la PCM, ese es uno de los puntos”, añadió.

De acuerdo con la agencia EFE, el gobierno de Dina Boluarte tardaría unos 60 días para que la plataforma anunciada entre en funcionamiento.

En ese sentido, confirmó que se concluirá el contrato con Joinuss, empresa que había sido contratada para empezar a administrar la venta de entradas a la maravilla del mundo, a pesar de que en un principio Urteaga insistió en que ellos se encargarían de esta gestión.

Asimismo, señaló que el contrato con Joinnus se basó en un estudio de mercado que determinó la necesidad de contratar a un proveedor y pagarle una comisión. Sin embargo, aclaró que Joinnus nunca cobró dicha comisión e incluso propuso anticipar la finalización del contrato.

“(…) en el caso de Machu Picchu la empresa ha renunciado a cobrar esa comisión, no hay ninguna comisión que se haya cobrado desde el 20 de enero e incluso la empresa también ha dicho que puede concluir el contrato anticipadamente y que brindará las facilidades para justamente nosotros poder hacer este trámite”, indicó.

Respecto a la mesa de diálogo con los pobladores y autoridades regionales, el gobierno de Boluarte comunicó que se ha suspendido, ya que aún no han cesado las protestas.

“El pasado domingo se acordó instalar una mesa de trabajo y diálogo en Machu Picchu pueblo, siempre y cuando las actividades se estén desarrollando con normalidad. Lamentamos que esta situación, a la fecha, no se haya cumplido”, se lee en el comunicado.

Desde el pasado jueves 25 de enero, residentes y profesionales turísticos han llevado a cabo manifestaciones en Machu Picchu para exigir el cambio en la venta de entradas a través de una plataforma gestionada por una empresa privada, lo que ha resultado en el bloqueo de los accesos a la ciudadela inca y el consiguiente cierre del monumento.

La ministra de Cultura, Leslie Urteaga, comunicó el lunes que el Gobierno estaba dispuesto a entablar un diálogo con los manifestantes siempre y cuando levantaran la huelga.

Relacionados